Muchas mujeres pueden querer someterse a una operación de aumento de pechos para hacer sus senos más grandes y tersos, pero no saben realmente el precio de una operación de aumento de pecho y senos. Puede realizarse con fines reconstructivos, como tras pasar una mastectomía o un cáncer de pecho, o bien, con propósitos estéticos. Como todas las intervenciones quirúrgicas, es importante conocer los tipos de implantes disponibles, los procedimientos que se usan y las posibles complicaciones que podrían tener lugar. Existen dos tipos de implantes para los senos: de silicona y salinos. Los implantes de silicona son unas conchas de silicona rellenas con un gel plástico (silicona), mientras que los salinos, por su parte, son conchas de silicona rellenas con agua salada. Aunque muchas mujeres opinan que con los implantes de silicona los resultados son más naturales que con los salinos, también suponen un mayor riesgo si sufren algún tipo de defecto o fisura.

Cuánto cuesta un aumento de pecho y senos

Recibimos muchas consultas sobre el precio de un aumento de pecho, y dependen mucho del lugar, el doctor y el tipo de implante que se seleccione. Lo normal es que el precio de esta intervención oscile entre los 4.000 € y los 5.000 €, dado que los seguros de salud o la seguridad social, no suelen cubrir los gastos de los procedimientos de cirugía plástica con fines únicamente estéticos. Evidentemente, son precios aproximados, ya que habría que tener una cita con el paciente y estudiar su caso concreto

Cómo es el procedimiento de un aumento de pecho y senos

Dado que el pecho puede seguir desarrollándose en una mujer hasta que esta sale de la adolescencia o se encuentra en los primeros años de su fase adulta, es recomendable que las mujeres tengan al menos 18 años de edad antes de pasar por una operación de aumento de senos con implantes salinos y, al menos 22, para hacerlo con implantes de silicona. A la hora de elegir un cirujano es importante comprobar su experiencia. Es probable que aparezcan menos complicaciones si optas por elegir un cirujano que tenga, al menos, cinco años de experiencia como cirujano y al menos dos años de experiencia en cirugía plástica. Antes de iniciar el procedimiento, deberás reunirte con el cirujano para una evaluación médica. Es importante que le plantees todas tus dudas y preguntas, y obtener toda la información necesaria del médico. En algunos casos podrás abandonar volver al poco tiempo de operarte, aunque en otros, la recomendación será pasar la noche en el hospital. La intervención tiene una duración aproximada de a una a dos horas y se empleará normalmente anestesia general, por lo que no sentirás nada. El cirujano realiza unos cortes bajo los senos, bajo los brazos o alrededor de los pezones, en función del cuerpo, el tipo de implante y del tamaño del mismo. Una vez hecho esto, terminará realizando una sutura. Puedes obtener más información aquí.